Madonna y su delirio obsesivo sobre la vacuna del coronavirus

Las emociones superan a la ciencia cuando se trata de hablar del Covid-19. Las teorías conspiranoicas se suceden por doquier ante el aburrimiento palpable de una población cada vez más asustada ante la pandemia y sus consecuencias. En este verano loco, de calor y virus, Madonna, la reina de la invención, asegura en Instagram que ya existe una vacuna del virus, pero que está escondida. «La verdad nos hará libres. Ellos quieren alimentar el miedo para controlar a las personas, los ricos se hacen más ricos, los pobres más pobres y los enfermos más enfermos. Ya hay una vacuna pero no quieren dárnosla».

La que fuera profeta de la música en los 80 parece haber perdido su brújula mágica en el milenio. Obsesionada con las conspiraciones, la cantante publicó, junto a este delirante post, el video de la doctora Stella Immanuel, una pediatra que, entre otras elocuencias intelectuales, asegura que varias enfermedades son producto de practicar sexo con demonios y brujas, o que la población está tomada por alienes. La rebelde Madonna se ha convertido con el Coronavirus en la fanática Madonna y, en consecuencia, Instagram ha empezado a censurar sus publicaciones.

Que Madonna en varios meses haya pasado de criticar a Donald Trump a publicar los mismos post que su hijo Donald Trump Jr. dice mucho de la evolución de la artista. Madonna decidió compartir el vídeo con sus más de 15 millones de seguidores, pero la red, que gestiona el contenido que se difunde, consideró que era «información falsa y sin verificar» por lo que decidió censurarlo. Madonna eligió publicar las imágenes igual que Trump Jr., por lo que las cuentas en Instagram y Twitter del hijo del mandatario fueron restringidas durante 12 horas.

«El gran ecualizador»
Pero esta no es la primera vez que Madonna se manifiesta de forma perturbadora sobre la pandemia. Hace un par de meses escribió «he decidido respirar el aire COVID-19» para anunciar que había contraído el virus. Y en marzo, publicó un controvertido video donde llamaba al coronavirus «el gran ecualizador», mientras descansaba en una lujosa bañera salpicada de pétalos de rosa. El alboroto de Madonna en Instagram no parece desgastar a sus 15 millones de seguidores, aunque sí a más de una compañera de profesión. La cantante Annie Lennox fue de las más sorprendidas por el apoyo de la estrella del pop a semejante «charlatanería peligrosa» como lo calificó Lennox. «¡Esto es una locura absoluta! No puedo creer que estés respaldando esta charlatanería peligrosa. Esperemos que tu página haya sido pirateada y que estés a punto de explicarlo», comentó Lennox. Acto y seguido, Instagram marcó la publicación como «desinformación» y la retiró por sus afirmaciones falsas sobre curas y métodos de prevención para el Covid-19.

En esta nueva moda donde los famosos se vuelven expertos en ciencia, muchos atribuyen su conocimiento al universo, médicos llegados del espacio o incluso a un poder divino que les habla directamente a ellos. Lewis Hamilton también compartió en sus redes la teoría que sugiere que Bill Gates miente sobre las vacunas. El piloto de Fórmula 1 dijo a sus 18.3 millones de seguidores que Gates engaña porque sabe que la vacuna del Covid tiene muchos efectos secundarios. Otras estrellas como John Cusack, Woody Harrelson y Wiz Khalifa alimentan el mito que la teoría del Coronavirus surge de la tecnología 5G y otras, como la actriz Evangeline Lilly, cuestionan la necesidad de la distancia social o las mascarillas. Afortunadamente, siempre tendremos a Idris Elba, el actor que pasó el Covid y a quien se le preguntó por las teorías de los otros actores. Idris lo tuvo claro al contestar: «Tantas estupideces».

You may also like...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *